A través de este aplicativo los usuarios pueden conocer la normativa que incluye leyes y decretos con concordancias y los documentos que contienen los diferentes desarrollos jurisprudenciales de las altas cortes y tribunales de arbitramento sobre contratación estatal. Además tienen acceso a fichas de análisis que resaltan los elementos más relevantes de cada sentencia, así como las síntesis documentales en donde se consolidan las diferentes posiciones de las altas cortes a lo largo de los años sobre la materia.

Una entidad pública puede, en un proceso de licitación,  otorgar puntos al criterio del plazo propuesto por un oferente que es inferior al solicitado en el pliego de condiciones

Tipo de Documento

Sentencia

Documento

CE SIII E 20688 DE 2012

Identificadores

Plazo
Etapa precontractual
Contratación estatal
Licitación pública
Pliego de condiciones
Criterios de evaluación de las propuestas
Estudios previos
Principio de selección objetiva
Oferta
Plazo
Etapa precontractual
Contratación estatal
Licitación pública
Pliego de condiciones
Criterios de evaluación de las propuestas
Estudios previos
Principio de selección objetiva
Oferta
Plazo
Etapa precontractual
Contratación estatal
Licitación pública
Pliego de condiciones
Criterios de evaluación de las propuestas
Estudios previos
Principio de selección objetiva
Oferta

Entidad

Consejo de Estado

Sentencia

CE SIII E 20688 DE 2012

Caso

CONSORCIO HENAO-RODRÍGUEZ VS MUNICIPIO DE LA DORADA

Hechos relevantes

Una entidad pública ordenó la apertura de una licitación  pública cuyo objeto era la ejecución de obras civiles de la  tercera etapa del proyecto centro comercial de abastos. La entidad pública  calificó la propuesta de la sociedad adjudicataria Obras y Diseños con 10 puntos, pese a que presentó un plazo de 81 días, inferior a los 90 días solicitados.    

Problema Jurídico

¿Puede una entidad pública, en un proceso de licitación,  introducir como criterio de evaluación el plazo, sin violar el artículo 29 de la Ley 80 de 1993, según el cual el menor plazo ofrecido no es objeto de evaluación?

Razones de la decisión

«(...) Como puede apreciarse, en cuanto al criterio cuyo estudio se realiza, es decir, el plazo[1], entendido como el tiempo estimado para el cumplimiento del contrato, la ley incurrió en una aparente contradicción, pues, de una parte, lo incluyó como factor de escogencia, con la advertencia de que no podía ser el único, pero, de otra parte, prohibió evaluar un plazo propuesto inferior al solicitado en los pliegos, con lo cual reduce el ámbito de ponderación de dicho criterio.   Sin embargo, una lectura armónica de los segmentos de la disposición en comento, permite inferir que es posible establecer como factor de evaluación, junto con otros, el plazo, dado que las entidades públicas al realizar los estudios previos bien pueden determinar la viabilidad de un plazo mínimo y un plazo máximo exigibles para la ejecución del contrato y por ende fijar este criterio con carácter ponderable en los pliegos de condiciones, con la precisión de que el menor plazo que se ofrezca al mínimo solicitado en los pliegos no será evaluado y en consecuencia, no será factor determinante en la selección (...)»    
[1] Cabe anotar que cualquiera sea el tipo de contrato que celebre, la administración dispone de un plazo fijo de acuerdo a su objeto, dentro del cual el contratista debe cumplir con su obligación principal (realizar la consultoría, prestar el servicio, construir la obra, entregar los suministros de bienes, etc.), razón por la cual, por regla general, se define un plazo fijo o determinado en los pliegos de condiciones o en los documentos de la contratación, que luego asume convencionalmente el contratista para ejecutar y cumplir sus prestaciones en tiempo oportuno. El plazo ha sido un factor regulado dentro de las normas que tratan de los criterios de selección para la adjudicación en los procesos de contratación pública; así, por ejemplo, el inciso segundo del artículo 33 del Decreto ley 222 de 1983, lo establecía como uno de los factores a tener en cuenta en la evaluación de las propuestas.

Regla

Una entidad pública puede, en un proceso de licitación,  otorgar 10 puntos al criterio del plazo propuesto por un oferente que es inferior al solicitado en el pliego de condiciones, sin violar el artículo 29 de la Ley 80 de 1993, según el cual el menor plazo ofrecido no es objeto de evaluación, porque es posible establecer como factor de evaluación el plazo, ya que las entidades públicas al realizar los estudios previos pueden determinar la viabilidad de un plazo mínimo y un plazo máximo. Pero, el menor plazo que se ofrezca al mínimo solicitado en los pliegos no será evaluado, por lo que no será un factor determinante de la selección.

Decisión

PRIMERO: CONFÍRMASE la sentencia apelada, esto es, la proferida el 30 de enero de 2001, por la Sala de Descongestión de los Tribunales Administrativos de Antioquia, Caldas y Chocó.   SEGUNDO: DEVUÉLVASE el expediente al tribunal de origen, una vez ejecutoriada esta providencia.   **El Tribunal a quo en la sentencia impugnada, luego de examinar el pliego de condiciones y demás pruebas, negó la totalidad de las pretensiones

Marco jurídico

Artículos 6 y 13 de la Constitución Política, 6 y 13 de la Ley 80 de 1993

La metodología utilizada para la elaboración de esta ficha es de Fundación Derecho Justo quien la licenció a Colombia Compra Eficiente.

Exigencia del factor de antigüedad en el pliego de condiciones

Tipo de Documento

Sentencia

Documento

CE SIII E 20688 DE 2012

Identificadores

Experiencia
Eficacia
Principios de la contratación pública
Cámaras de Comercio
Pliego de condiciones
Etapa precontractual
Contratación estatal
Experiencia
Eficacia
Principios de la contratación pública
Cámaras de Comercio
Pliego de condiciones
Etapa precontractual
Contratación estatal
Experiencia
Eficacia
Principios de la contratación pública
Cámaras de Comercio
Pliego de condiciones
Etapa precontractual
Contratación estatal

Entidad

Consejo de Estado

Sentencia

CE SIII E 20688 DE 2012

Caso

MUNICIPIO DE LA DORADA VS MUNICIPIO DE LA DORADA

Hechos relevantes

Una entidad pública ordenó la apertura de una licitación  pública cuyo objeto era la ejecución de obras civiles de la  tercera etapa del proyecto centro comercial de abastos. En el  pliego de condiciones de la licitación pública, se fijó como criterio la “antigüedad” con un máximo de diez (10) puntos, para cuya calificación se tendría en cuenta el tiempo de constitución de la firma o del ejercicio profesional del proponente como contratista, o el promedio del número de años comprobados en el ejercicio de la profesión o como contratista de cada uno de los integrantes del mismo, en el caso de consorcios y uniones temporales. Igualmente, en el numeral 30-5 se estableció como factor independiente del anterior el de “experiencia” con un máximo de veinte (20) puntos. 

Problema Jurídico

¿Puede una entidad pública exigir en el pliego de condiciones el factor de antigüedad expedido por la cámara de comercio,   sin violar los principios de la contratación estatal? 

Razones de la decisión

«(…) Para la Sala resulta cuestionable que en la elaboración de los pliegos de condiciones por parte de la administración municipal demandada, se hayan adoptado dos criterios que como los denominados “antigüedad” y “experiencia” apuntan a establecer el conocimiento, habilidad o destreza derivada o adquirida por el transcurso del tiempo en que ha podido el proponente ejercer la actividad que es materia u objeto de determinado proceso de selección, separando lo que no era ni técnica ni jurídicamente separable y generando de esta forma una regla que no cumple los atributos de objetividad, justicia y claridad que demanda la confección de los mismos en virtud del numeral 5 del artículo 24 de la Ley 80 de 1993.

 

(…)

La fecha de constitución de la sociedad tomada del certificado de existencia y representación legal o del certificado del registro de proponentes, expedidos por la Cámara de Comercio, en el caso de personas jurídicas, o de la expedición del diploma o del acta de grado o de la tarjeta profesional para el caso de las personas naturales, si bien marca la pauta legal para ejercer la actividad social o la respectiva profesión, esta circunstancia en sí misma no acredita la experiencia de las personas que aspiren a contratar con el Estado, es decir, el conocimiento adquirido a través del tiempo por el ejercicio del objeto de la sociedad o de una profesión, según se trate.

 

(…)

Los criterios establecidos en los pliegos de condiciones deben ser útiles, indispensables y determinantes para el propósito de comparar los aspectos sustanciales de los ofrecimientos, razón por la cual prescripciones de la índole indicada no pueden incluirse en los pliegos de condiciones en tanto ningún valor le agregan a la contratación y, por el contrario, ponen en riesgo la escogencia de la oferta favorable al interés público perseguido con ella y en tela de juicio principios de la Ley 80 de 1993 y sus normas (artículos 3º; 24 numeral 5, apartes a) y b); 25 numeral 1º, 2º y 3º; 29 y 30 numeral 2 de la Ley 80 de 1993).

 

Como quiera que la previsión del pliego en comento no constituye un requisito objetivo, la Sala encuentra que se trata de una estipulación ineficaz de pleno derecho con arreglo a lo prescrito por el numeral 5º apartado f) de la Ley 80 de 1993 y, como tal, esta opera por ministerio de la ley (ope lege). Hay que señalar que esta sanción fue prevista para aquella elaboración indebida de alguna condición o regla que vulnere las pautas establecidas por el legislador en el numeral 5º del citado artículo 24 de la Ley 80 y que no requiere de declaración judicial. (…)»

Regla

Una entidad pública no puede exigir el factor de antigüedad expedido por la cámara de comercio, que no estaba en el pliego de condiciones, sin violar los principios de la contratación estatal, porque:

 

  1. La fecha de constitución de la sociedad o la de expedición del diploma o acta de grado o de la tarjeta profesional, no acredita la experiencia de las personas que aspiren a contratar con el Estado.
  2. La antigüedad no puede incluirse dentro de los pliegos de condiciones en tanto no tiene ningún valor que le agregue a la contratación. Los criterios establecidos en los pliegos de condiciones deben ser útiles, indispensables y determinantes para el propósito de comparar los aspectos sustanciales de los ofrecimientos.
  3. Es una estipulación ineficaz, la cual opera por ministerio de la ley

Decisión

PRIMERO: CONFÍRMASE la sentencia apelada, esto es, la proferida el 30 de enero de 2001, por la Sala de Descongestión de los Tribunales Administrativos de Antioquia, Caldas y Chocó.   **El Tribunal a quo en la sentencia impugnada, luego de examinar el pliego de condiciones y demás pruebas, negó la totalidad de las pretensiones .

Marco jurídico

Artículos 6 y 13 de la Constitución Política, 6 y 13 de la Ley 80 de 1993

La metodología utilizada para la elaboración de esta ficha es de Fundación Derecho Justo quien la licenció a Colombia Compra Eficiente.

Una entidad pública puede adjudicar un contrato a una sociedad cuyo representante legal estaba limitado en sus facultades para comprometerla

Tipo de Documento

Sentencia

Documento

CE SIII E 20688 DE 2012

Identificadores

Principio de selección objetiva
Ratificación
Capacidad de contratación
Subsanación
Validez
Jefes o representantes de las entidades estatales
Autorización previa
Rechazo de la oferta
Certificado de existencia y representación legal
Oferta
Etapa precontractual
Adjudicación del contrato
Requisitos habilitantes
Contratación estatal
Principio de selección objetiva
Ratificación
Capacidad de contratación
Subsanación
Validez
Jefes o representantes de las entidades estatales
Autorización previa
Rechazo de la oferta
Certificado de existencia y representación legal
Oferta
Etapa precontractual
Adjudicación del contrato
Requisitos habilitantes
Contratación estatal
Principio de selección objetiva
Ratificación
Capacidad de contratación
Subsanación
Validez
Jefes o representantes de las entidades estatales
Autorización previa
Rechazo de la oferta
Certificado de existencia y representación legal
Oferta
Etapa precontractual
Adjudicación del contrato
Requisitos habilitantes
Contratación estatal

Entidad

Consejo de Estado

Sentencia

CE SIII E 20688 DE 2012

Caso

CONSORCIO HENAO-RODRÍGUEZ VS MUNICIPIO DE LA DORADA

Hechos relevantes

Una entidad pública ordenó la apertura de una licitación  pública cuyo objeto era la ejecución de obras civiles de la  tercera etapa del proyecto centro comercial de abastos. La entidad pública  evaluó la propuesta de la sociedad Obras y Diseños, a pesar de que el representante no tenía facultad de obligarla y debía estar autorizado por su junta, en tanto el valor de aquélla para los dos grupos fue de $800.000.000 y sólo podía obligarla hasta por el monto de $300.000.000.    

Problema Jurídico

¿Puede una entidad pública adjudicar un contrato a una sociedad cuyo representante legal estaba limitado en sus facultades para comprometerla por el valor de la oferta, sin violar los criterios de validez de los contratos?

Razones de la decisión

«(…) En el primer caso, ya se anotó, la falta de capacidad del proponente es un defecto de carácter insubsanable, en tanto se trata de un requisito habilitante para participar en el proceso de selección, que debe demostrarse al momento de presentar la propuesta, so pena de rechazo de la misma; mientras que en el segundo, esto es, en el evento en que el representante legal tenga alguna limitación para contratar, la autorización del órgano competente (junta de socios, junta directiva, asamblea general) para comprometer a la sociedad en la presentación de propuestas y en la firma del contrato posible que se derive de la correspondiente convocatoria pública, es subsanable y no implica el rechazo de la propuesta.   En otros términos, la no acreditación al comienzo del proceso de las autorizaciones que de conformidad con los estatutos sociales se requieran para representar y comprometer válidamente a la persona jurídica, según consta en el certificado de existencia y representación, será subsanable, siempre que el proponente hubiere contado con las mismas antes de la presentación de la oferta o le hubiese sido ratificado el respectivo acto (art. 884 C. Co.)[3]. (…)»  
[1] C. Co. “Artículo 844. La ratificación del interesado, si se hace con las mismas formalidades que la ley exige para el negocio jurídico ratificado, tendrá efecto retroactivo, salvo en cuanto lesione derechos de terceros.”   [2] Esta tesis fue acogida por la Sección Tercera, la cual consideró que la norma citada de la Ley 80, según la exposición de motivos del proyecto de ley que dio lugar a su creación se refería a documentos o requisitos superfluos que no permitían a la administración desestimar la oferta, pero no la facultaba para solicitarlos y subsanar omisiones. Por eso, consideró que si el Estatuto General no establecía esta facultad para la administración, la omisión de estos requisitos no necesarios para la comparación, es decir, requisitos que no impiden la evaluación de las ofertas por versar sobre aspectos esenciales, no requeriría de subsanación dentro del proceso, sino simplemente daría lugar a no desestimar la propuesta, pues no todos los preceptos del pliego ostentan la misma categoría. Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Tercera, sentencia de 3 de diciembre de 2007, exp. 24.715 y otros, C.P. Ruth Stella Correa Palacio. Y sobre la distinción de los requisitos y los factores de evaluación en otra oportunidad esta Sección señaló: “[L]os pliegos de condiciones están llamados a establecer los requisitos de participación de los oferentes y los criterios o factores de evaluación o calificación de sus ofertas; unos y otros, deben llevar como única impronta el fin general perseguido con la contratación propuesta. /Los primeros, permiten la participación de los sujetos, esto es, habilitan jurídica, financiera o técnicamente la concurrencia de los interesados al proceso y, por ende, conciernen a la idoneidad de los oferentes; y los segundos, posibilitan la selección de la propuesta, esto es, están referidos a calificar la oferta, a darle un puntaje, para establecer el mérito de la misma frente al objeto a contratar y, por ende, tienen una conexión directa con la particular necesidad, esto es, una connotación sustancial para la escogencia de la oferta más favorable a los intereses de la entidad.” Vid. Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Tercera, sentencia de 26 de abril de 2006, exp. 16.041, C.P. Ruth Stella Correa Palacio.   [3] Advertencia que se hace toda vez que actualmente el parágrafo 1° del artículo 5 de la Ley 1150 de 2007 –que derogó el inciso 2° del numeral 15 del artículo 25 de la Ley 80 de 1993 en el artículo 32 ibídem- reguló este aspecto con un sentido similar, más no igual, así: “La ausencia de requisitos o la falta de documentos referentes a la futura contratación o al proponente, no necesarios para la comparación de las propuestas no servirán de título suficiente para el rechazo de los ofrecimientos hechos. En consecuencia, La capacidad legal o de ejercicio. «(...) [D]ebe ostentarse al momento de presentar la correspondiente oferta, pues si “quien carece de capacidad jurídica no está habilitado para intervenir en ese derrotero negocial, es evidente que ella debe tenerse al momento de realizar la propuesta para poder ser tenido en cuenta” [2] (...)»

 

La representación. «(...) (del latín representato[1]) se puede definir como la facultad que tiene una persona (natural o jurídica) de actuar, obligar y obrar en nombre o por cuenta de otra. De esta sencilla noción se colige que la naturaleza de la representación estriba en el ejercicio por el representante de los derechos del representado, declarando su voluntad y radicando los efectos jurídicos de los actos que celebre con terceros en éste, dentro del límite de sus poderes. La representación puede ser legal, voluntaria o judicial:

 

(i) La representación legal es aquella que emana directamente de ley, cuando por mandato de esta se le confía a otra persona la gestión de los intereses de una persona incapaz o que no puede o no debe vincularse por sí misma, por ejemplo, el caso de los padres, tutores o curadores respecto de los menores de edad, las personas con medida de interdicción, los ausentes, respectivamente.

 

(ii) La representación voluntaria o convencional es aquella que surge de la autonomía privada de las partes, esto es, de un negocio jurídico celebrado entre el representado y el representante, en el que el primero autoriza al segundo para actuar en su nombre y representación, facultándolo para el ejercicio de los derechos de uso, goce o disposición en su caso, sobre los bienes (corporales o incorporales), o derechos cuyo ejercicio versa el acto de la representación (como en la modalidad de mandato con representación, prevista en los art. 1262 C.Co.). En este caso, los actos jurídicos pueden ser realizados por medio de representante, salvo que la ley disponga lo contrario, como ocurre para las personas naturales en materia testamentaria o en el ejercicio de derechos políticos. Los artículos 832 y ss. del Código de Comercio, definen este tipo de representación como la que se confiere por una persona mediante acto de apoderamiento en el que faculta a otra para celebrar en su nombre uno o varios negocios jurídicos, que propuestos o concluidos por el representante en nombre del representado, dentro del límite de sus poderes, producirán directamente efectos en relación con éste.

 

(iii) La representación judicial es aquella que confiere el juez al designar, en ciertos casos previstos en la ley, un representante denominado curador, con el fin de que defienda los intereses de quien no comparezca en juicio o esté ausente (...)»  


[1] Según las definiciones que de la palabra trae el Diccionario de la Lengua Española representación es la acción y efecto de representar, hacer presente algo con figuras o palabras, referir, sustituir a alguien, ejecutar una obra en público.  
[1] Así lo ha señalado al estudiar lo preceptuado por el numeral 1º del artículo 5º de la Ley 1150 de 2007, que señala que la capacidad jurídica es un requisito habilitante para participar en el proceso de selección, y en la que agregó: “como quiera que las circunstancias inherentes a la capacidad jurídica del proponente son materia del Registro Único de Proponentes y de verificación documental por parte de la correspondiente Cámara de Comercio, resulta que se prueba plena y exclusivamente con el correspondiente certificado del RUP y que las entidades estatales no podrán exigir, ni los proponentes aportar, ninguna otra documentación relacionada con ella, tal como se desprende de lo previsto por el inciso segundo del numeral 6.1 del artículo 6º de la Ley 1150 de 2007.” Y añadió que, “aún en estos casos excepcionales en que las entidades estatales son las llamadas a verificar documentalmente las condiciones de los proponentes,  la capacidad jurídica del proponente debe existir y se debe demostrar al momento de presentar la oferta porque es un requisito habilitante para poder participar en el proceso de selección y por ende tampoco puede postergarse en este caso, hasta el momento de la adjudicación, la existencia y la prueba de esa calidad.” Consejo de Estado, Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Tercera, sentencia de 26 de enero de 2011, exp. 36.408, C.P. Jaime Orlando Santofimio Gamboa.   [2] Ídem.

La metodología utilizada para la elaboración de esta ficha es de Fundación Derecho Justo quien la licenció a Colombia Compra Eficiente.
Documento: CE SIII E 20688 DE 2012
Síntesis
1. PRINCIPIOS CONTRACTUALES
ETAPA PRECONTRACTUAL - CCE 
Fichas
Identificadores
  • Plazo
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Licitación pública
  • Pliego de condiciones
  • Criterios de evaluación de las propuestas
  • Estudios previos
  • Principio de selección objetiva
  • Oferta
  • Plazo
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Licitación pública
  • Pliego de condiciones
  • Criterios de evaluación de las propuestas
  • Estudios previos
  • Principio de selección objetiva
  • Oferta
  • Plazo
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Licitación pública
  • Pliego de condiciones
  • Criterios de evaluación de las propuestas
  • Estudios previos
  • Principio de selección objetiva
  • Oferta
  • Identificadores
  • Experiencia
  • Eficacia
  • Principios de la contratación pública
  • Cámaras de Comercio
  • Pliego de condiciones
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Experiencia
  • Eficacia
  • Principios de la contratación pública
  • Cámaras de Comercio
  • Pliego de condiciones
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Experiencia
  • Eficacia
  • Principios de la contratación pública
  • Cámaras de Comercio
  • Pliego de condiciones
  • Etapa precontractual
  • Contratación estatal
  • Identificadores
  • Principio de selección objetiva
  • Ratificación
  • Capacidad de contratación
  • Subsanación
  • Validez
  • Jefes o representantes de las entidades estatales
  • Autorización previa
  • Rechazo de la oferta
  • Certificado de existencia y representación legal
  • Oferta
  • Etapa precontractual
  • Adjudicación del contrato
  • Requisitos habilitantes
  • Contratación estatal
  • Principio de selección objetiva
  • Ratificación
  • Capacidad de contratación
  • Subsanación
  • Validez
  • Jefes o representantes de las entidades estatales
  • Autorización previa
  • Rechazo de la oferta
  • Certificado de existencia y representación legal
  • Oferta
  • Etapa precontractual
  • Adjudicación del contrato
  • Requisitos habilitantes
  • Contratación estatal
  • Principio de selección objetiva
  • Ratificación
  • Capacidad de contratación
  • Subsanación
  • Validez
  • Jefes o representantes de las entidades estatales
  • Autorización previa
  • Rechazo de la oferta
  • Certificado de existencia y representación legal
  • Oferta
  • Etapa precontractual
  • Adjudicación del contrato
  • Requisitos habilitantes
  • Contratación estatal
  • Documentos
    Consejo de Estado. Sala de lo Contencioso Administrtaivo. Sección Tercera. Subsección B. C.P.
    Normativa
    S2 - Agente Virtual
    + - x
    Hola, soy S2, el Agente Virtual de Colombia Compra Eficiente. ¿En qué puedo ayudarle?

    Recomendaciones

    En la parte superior encontrará dos pestañas, una contiene una lista de temas y en la otra aquellos que son más consultados.

    Puede empezar a preguntar escribiendo su duda en el campo que está al final del chat.

    Si desea una copia de la conversación, puede enviarla a su correo electrónico. En la parte inferior izquierda de la pantalla, encontrará un ícono que le permite hacer esa operación.

    Términos y condiciones

    Estimado usuario. Bienvenido a S2, Agente Virtual de Colombia Compra Eficiente. Antes de hacer uso de esta herramienta, tenga en cuenta lo siguiente:

    a. El propósito de S2 es resolver dudas sobre la aplicación general de las normas y las herramientas que Colombia Compra Eficiente ha desarrollado para el Sistema de Compra Pública. Las respuestas incorporadas en S2 son de carácter general y se producen de manera automática. Si usted tiene dudas concretas frente a las normas del Sistema de Compra Pública o sobre la operatividad de las plataformas SECOP I y SECOP II, le recomendamos enviarnos una consulta al siguiente link: (LINK PQRS).

    b. Las respuestas de S2 tienen el alcance previsto en el numeral 5° del artículo 3° del Decreto 4170 de 2011. Los conceptos allí contenidos no son de carácter vinculante ni comprometen la responsabilidad de esta Entidad.
    escribiendo

    Accesos directos

    Compra Pública Innovadora
    Indicadores
    Manuales, Guías y Pliegos Tipo
    Mesa de Servicio
    SECOP
    Síntesis
    Tienda Virtual del Estado Colombiano

    Cargando...